Queremos MusicArte

Las áreas artístico-musicales, consideradas muchas veces asignaturas “que distraen” de lo verdaderamente importante, no son sólo un mero complemento al currículo, sino una parte fundamental de su formación como personas, potenciadoras de creatividad y conocimiento, e indispensables para la construcción de aprendizajes significativos.

Fruto de la inquietud del profesorado de enseñanzas artísticas por el futuro de estas áreas en la educación actual, surge Queremos MusicArte, un proyecto que pretende revalorizar y potenciar la presencia de estas materias incluyéndolas en el currículo de una manera interdisciplinar, lúdica y diferente; evitando así los compartimentos estancos (asignaturas cerradas).

Nos resistimos a ser ninguneados, a que el arte y la música no sean parte de nuestras vidas y de las de nuestros alumnos. Nos resistimos a que nuestro trabajo como docentes se relegue a adornar las fiestas de final de trimestre. Porque nuestra experiencia en el día a día en el aula nos dice que la Música y las Artes Plásticas dan soporte al resto de áreas y las sustentan. Yo soy de Artísticas. 

Es un espacio de colaboración, en el que se invita a todos los docentes a compartir todas las propuestas y actividades que sigan esta línea. Todas los trabajos se encuentran en su blog, el cual se ha convertido en un gran repositorio de experiencias didácticas.

Hay varios modos de colaborar en el proyecto:

  • Menú de la casa. El profesor participante hace llegar las actividades que ha realizado y desde Queremos MusicArte las enlazan al blog.
  • Menú buffet. Para aquellos que se manejan con las TIC, se les da permiso de publicación en el blog y así, de manera autónoma, éste se autogestiona y enlaza directamente sus actividades cuando lo considera.
  • Otras iniciativas. Consiste en dar a conocer otras iniciativas relacionadas con la música o las enseñanzas artísticas, como es el caso de Chiquiarte; o de hibridar diferentes proyectos colaborativos, como ocurre con Cero en conducta.

En definitiva, proyectos como éste demuestran que es posible otra educación, y que la Educación Artística es un modo de ampliar la mirada y de desarrollar un pensamiento divergente a través del empoderamiento de la cultura artístico–musical.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *